Kathrine Switzer y el maratón de Boston de 1967

En abril de 1967, un hombre atacó a la única mujer en el campo en el legendario maratón de Boston. Las fotos del atentado dieron la vuelta al mundo y convirtieron a Kathrine Switzer en la corredora de fondo más famosa de su época

La vida de Kathrine Switzer habría sido diferente si un hombre no hubiera tratado de sacarla de la pista. Desde aquella gélida mañana del 19 de abril de 1967, ha estado hablando en televisión, escribiendo bestsellers y dando entrevistas a los periódicos. Llena los pabellones deportivos con sus conferencias. Ella sigue contando cómo el director de la carrera, John Semple, intenta agarrar su sudadera por detrás, pero solo obtiene un trozo de su número de carrera. Cómo su novio en ese momento, un futbolista musculoso, empuja a Semple a un lado. Cómo todavía tiene que justificarse décadas después por querer correr un maratón como mujer.

John Semple es ahora una nota al margen en la historia del deporte. Su intento de seguir corriendo como un deporte puramente masculino ha demostrado ser cosa del pasado, estilizando sin querer a Switzer en un ícono deportivo del movimiento feminista y abriendo la puerta de par en par para todas aquellas mujeres que deberían seguirla.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.