Las ventas de electricidad aumentan 87% en julio, pero apenas representan el 0.6% de los automóviles nuevos.

0
4

MadridActualizado:

Noticias relacionadas

Las ventas de automóviles eléctricos crecen a un ritmo insuficiente para cumplir con la ruta de descarbonización. Específicamente, las matriculaciones de estos vehículos aumentaron un 87% durante el pasado mes de julio y acumulan un aumento del 125% en lo que hemos estado ejerciendo, según datos de la Asociación Empresarial para el Desarrollo y Promoción de la Movilidad Eléctrica (AEDIVE) y la Asociación Nacional de Vendedores de Vehículos Motorizados, Reparación y Repuestos (GANVAM).

A pesar de las cifras sorprendentes, los registros eléctricos apenas representan el 0.6% del mercado total, aún lejos de los objetivos del Plan Nacional Integrado de Energía y Clima-PNIEC que establece un total de 5 millones para el horizonte 2030 de electricidad en circulación o, lo que es lo mismo, 15% del parque móvil.

Los datos de Aedive y Ganvam muestran que es el canal de la compañía el que actúa como motor para introducir estos modelos en el parque. A) si 65% de electricidad inscrito hasta julio fue a las flotas, lo que demuestra que el soporte de movilidad con cero emisiones dentro de la cultura corporativa es una forma efectiva de acelerar su implementación.

En este sentido, ambas asociaciones están comprometidas con medidas fiscales que ayudan a las empresas a electrificar la flota, como la recuperación de deducciones para empresas que invierten en vehículos ecológicos. En este sentido, también abogan por que la deducción en el rendimiento en especie para vehículos comerciales eléctricos puros sea al menos del 50% o para permitir que aquellos vehículos cuyo precio antes del IVA exceda el límite establecido para la ayuda puedan computarse con el costo máximo establecido.

Por otro lado, si tenemos en cuenta que el canal en particular apenas representa tres de cada diez de las compras de electricidad, es necesario implementar medidas específicas como Eliminación o reducción del IVA para continuar bajando la barrera del precio o que las ayudas de compra no se consideren como ingresos del trabajo que se calcularán el año siguiente en el estado de resultados.

Un proyecto estatal

En vista de las cifras de inscripción eléctrica, ambas asociaciones consideran que el Plan de movimientosno funciona como debería Entonces un replanteamiento es urgente. Específicamente, consideran necesario un programa estatal con bases y una sola convocatoria en lugar de apostar por una operación territorial, así como una revisión de los requisitos de chip.

Según el director general de GANVAM, Ana Sánchez, «La obligación de aplanar un vehículo de más de 10 años funciona muy bien con los motores de combustión tradicionales, pero no cuando se aplica con automóviles eléctricos porque las empresas, que son las que compran estos vehículos, no tienen modelos para aplanar. Este requisito es lo que está causando que las líneas para la adquisición de vehículos en las autonomías que las tienen vigentes se estén agotando lentamente, si lo comparamos con lo que sucedió con el Movalt, por ejemplo, que se agotó en 24 horas.

Según el CEO de AEDIVE, Arturo Pérez de Lucia, »Para lograr los objetivos del PNIEC en la descarbonización del transporte, no podemos retrasar la implementación de una reforma fiscal ecológica bajo los criterios del contaminador, que paga, junto con un sistema real, coherente, ambicioso, continuo y en el que incentiva a todas las administraciones están alineados ».

"Esto tiene que hacerse como un proyecto nacional, ya que, además, las cuentas salen a la luz, porque con la estimación del Gobierno de 30 millones de vehículos eléctricos en 2030 en España, según un estudio del Banco de América Merryl Lynch , el Estado español dejará de ingresar 6.125 millones de euros para impuestos, a una tasa de 1,225 euros por cada vehículo eléctrico registrado, mientras que los costos de salud de los vehículos de combustión se estiman en € 2,371 / vehículo, según un informe de Bellona Europe, que significa que en España dejaríamos de gastar 11.855 millones de euros para ese concepto en 2030, a lo que tendríamos que agregar una reducción en la dependencia de las importaciones de petróleo crudo de casi 5.000 millones de toneladas de combustible, con datos de 2018 ”, agrega.

.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.